Bogotá mejor para todos

Noticias

Una obra coral sobre la libertad

L'explose está muy motivado e ilusionado de volver a las tablas y al escenario para cantar y bailar Carmina Burana del 20 al 22 de junio. Su director artístico, Tino Fernández, nos reveló detalles de la producción en esta entrevista exclusiva.

¿Qué diferencia esta adaptación de L’Explose a otras que ha habido de Carmina Burana?

Es una propuesta coreográfica, la coreografía viene a desarrollarse en la parte delantera del coro y luego está la orquesta, pero la verdad, la diferencia creo que es una puesta en escena del coro, es una obra coral, y por lo tanto que maravilla poder poner a 70 – 80 personas en escena, cantando esta excelente partitura. Entonces la diferencia, hasta donde yo conozco, es esta puesta en escena, y este reto de que el coro interprete estas partituras.

¿Va a haber algo nuevo en esta temporada de Carmina Burana, diferente a la del año pasado?

Hay nuevos coristas evidentemente, seis meses después, entre un elenco de 80 personas, hay gente que va o que viene. Hay 15 coristas nuevos que se integran al grupo, y tenemos al barítono y a la soprano que son nuevas en esta versión. Eso es lo único distinto, la puesta en escena es la misma, hemos sido fieles a lo que habíamos hecho en el estreno. Sobretodo porque es una obra que ha tenido muy buena acogida por parte del público, y estamos de nuevo en las tablas porque había quedado mucha gente por fuera. Es un respeto también con ellos volver a mostrarles tal cual se había presentado en la primera versión.

¿Qué reto significó para ti realizar esta adaptación?

Hubo un reto y es primero convencer a 70 personas de la partitura de movimiento que van a tener en el escenario, de motivarles, ese yo creo que fue el gran reto. Y el reto para mí, como director y coreógrafo que soy, es construir una partitura de movimiento que se adapte a esas 70 personas, que no todas tienen la misma relación corporal, entonces, hacer una cosa homogénea en el escenario y que no veamos desniveles. El reto ha sido también con 10 intérpretes de la Compañía, infiltrados entre el coro, que van a guiar, los van a seguir, los van a ayudar en esta partitura de movimiento. El reto ha sido realmente eso, trabajar durante dos meses para la creación, cómo los vamos moviendo y cómo los vamos desplazando en el escenario.

¿Por qué L’Explose se interesó en hacer una obra como Carmina Burana?

Pues hombre, es una obra universal, una obra que todo el mundo tiene en su inconsciente, o bien por la obra misma de Carl Orff, o bien por el cine que la ha llevado también, la ha hecho más popular aún. Es un interés de poder aportar algo nuevo, y ese algo nuevo es esa puesta en escena del coro que yo creo que al principio había sido así, los primeros montajes que siguieron de Carmina era una puesta en escena del coro, entonces el reto ha sido ese. La puesta en escena de esas 70 personas.

¿Cómo se prepara el equipo para la producción? ¿Cómo son los ensayos?

Juntar a tanta gente es difícil, entonces toca ser muy precisos. Como esto es un remontaje, nosotros retomamos  toda la partitura con los bailarines de la Compañía, como una semana antes, y luego hemos tenido una semanita con tres ensayos con los coros que es más  como un recordar movimiento, recordar las calidades, recordar la interpretación, cosa que para nuestra grata sorpresa ha sido fácil porque la gente estaba muy motivada, muy contenta con volver a retomar la obra. Entonces hay que decir que todo fluyó bastante bien, ahora llegan los solistas esta próxima semana, hay dos nuevos solistas que son el barítono y la soprano, y habrá que mostrarles la nueva partitura. Luego ensamblar de nuevo con Rodolfo Fischer el director musical y nada, de una al escenario a mostrar todo esto al público.

¿Por qué la gente debe ir a ver Carmina Burana en el Teatro Mayor?

Bueno, en primer lugar porque es escuchar a Carl Orff en las voces de setenta coristas nacionales, una puesta en escena nacional, una propuesta nacional; yo creo que la gente tiene que ver y escuchar lo que estamos haciendo acá. Yo creo que el Teatro Mayor le está apostando al talento nacional, y ha hecho esta coproducción, el público debe acercarse a mirar qué es lo que está pasando aquí y en este momento en Colombia. Además, se van a encontrar con la maravillosa partitura que solamente genera el deleite de escucharlo. Así no nos paremos a ver la puesta en escena, escuchar a Carl Off es algo maravilloso y de verdad que todo ese talento nacional, estos coristas con voces estupendas, yo creo que es una buena ocasión para deleitarse.

¿Qué viene para el futuro de L’Explose? ¿Qué planes y proyectos tienen?

Terminamos una pequeña temporada en nuestro teatro, en la Factoría L’Explose, salimos de gira para Francia, vamos a estar en distintas ciudades de Francia, entre esas París, con una nueva obra más pequeña, unipersonal. Luego llegamos y vamos a inaugurar uno de los más antiguos festivales de Latinoamérica que es el Festival de Manizales con una coproducción también del Teatro Mayor que es ‘En caso de muerte.  Acto seguido hacemos maletas y nos vamos para Corea donde también estaremos presentando otro trabajo más pequeño. Tenemos un abanico de una temporada donde vamos a estar con distintas obras de distintos formatos a lo largo de todo el año, y bueno L’explose sigue programando su sala que es un nuevo espacio para la danza en Bogotá, que es la Factoría.